10 Factores a tener en cuenta al crear una página web

Crear una página web para abrir un nuevo negocio supone siempre un gran desafío. Y es que, contrariamente a lo que muchos creen, la creación de una web conlleva tener en cuenta una serie de factores que van mucho más allá de la simple cuestión estética o de conseguir que la navegación y el proceso de compra ofrezcan una buena experiencia al usuario. También se deben considerar otros elementos como los propios objetivos de nuestro negocio, realizar un seguimiento de cómo se lleva a cabo la conversión y el posicionamiento SEO, entre otros. Éste último es precisamente uno de los aspectos más importantes, ya que es el que nos ayudará a dar visibilidad a nuestra página en los resultados de búsqueda. De lo contrario, a efectos prácticos, es como si fuéramos invisibles.

Como dice nuestra compañera «Seo Creativa«,  te sorprenderías de la cantidad de páginas webs que se siguen creando hoy en día sin pensar en este tipo de cuestiones. Algo que empieza ya desde el propio diseño web y no cuando éste haya finalizado. Por eso, si estás pensando en abrir un negocio y crear una página web para vender tus productos o servicios a través de ella, hoy te traemos algunos consejos que deberías tener en cuenta para aumentar tus posibilidades de éxito.

crear una página web

1. Elegir un buen dominio 

Es importante que nuestro dominio, además de ser atractivo, incluya alguna de las palabras clave más relevantes de tu sector. En cuanto a la extensión, todo dependerá de si vas a dirigirte a un público nacional o internacional, pero nosotros te recomendamos que compres tanto el .com como el .es para evitar confusiones si tus competidores compran el otro.

2. Categorías de la base de datos

Si la web va a tener una base de datos con todos los productos que ofreces o un buscador de suscursales por ejemplo, la información debe estar clasificada por categorías y subcategorías de manera que Google pueda encontrarlos fácilmente. Además, al tratarse de búsquedas específicas te resultará más sencillo competir que en búsquedas más genéricas.

3. Adaptar la URL y competir con palabras clave

Las URLs es uno de los factores de mayor peso dentro del algoritmo de Google. Éstas deben ser cortas, contener alguna keyword de importancia para posicionar y descriptiva. Lo cual nunca podrás hacer bien si la web no está categorizada.

4. Título, descripciones y CTR

El título de cada página es uno de los elementos más importantes del posicionamiento SEO y además será el principal reclamo para que los usuarios decidan entrar en tu web en lugar de en la de tus competidores. La originalidad, las llamadas a la acción, las descripciones y las estrellas de valoración en los artículos te ayudarán a mejorar el CTR (clics en Google a nuestra web), lo que hará que vayamos escalando posiciones.

5. Contenido de la web

Los artículos y contenidos web deben estar estructurados con títulos y subtítulos e incluir palabras clave para facilitar la labor a Google y que sepa bien de qué va nuestra página.

6. Estructura de los enlaces internos

Incluir enlaces internos dentro de nuestro contenido ayudará a crear una mayor riqueza de keywords y a que los usuarios pasen más tiempo dentro de la web, haciendo disminuir nuestra tasa de rebote. Otro factor clave dentro del posicionamiento SEO.

7. Diseño responsive

Recientemente las búsquedas móviles han superado a las realizadas en el ordenador, por lo que es absurdo crear una página web sin diseña adaptado a dispositivos móviles.  Además, desde el 21 de abril Google da prioridad a estas webs.

8. Geolocalización desde dispositivos

Google da cada vez mayor importancia a los resultados de búsqueda locales, por lo que es importante conectar nuestra web con la ubicación exacta a través de Google Maps o Google My Business.

9. Tiempo de permanencia en la web

Cuando el contenido que se publica es interesante y útil para los usuarios, se consigue que los usuarios pasen más tiempo dentro de la web y que se reduzca el porcentaje de la tasa de rebote. Un factor que Google tiene muy en cuenta. Por eso, intenta incluir otros formatos que resulten amenos como el vídeo, las imágenes, las infografías…

10. Optimización del código

Si tienes una web bien optimizada con código fuente comprimido, los navegadores podrán rastrearlo más rápido. Además se reducirá el tiempo de carga, lo cual hará disminuir también la tasa de rebote pues el usuario estará menos tentado de marcharse.

PrestAyuda Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *